Agresión cobarde…

11ad6d8c109d4d0d3718085ea877bbc8-18-1170x480

DESDE LA CURUL 26

Por Juan Ramón Negrete Jiménez

La tarde del pasado lunes sucedió un hecho a las afueras del Congreso del Estado, el cual no debe pasar desapercibido, ni debe dejarse sin investigar, pues resulta que ni más ni menos fue agredida la presidenta de la mesa directiva de la Quincuagésimo Novena Legislatura, la diputada Araceli García Muro, en un hecho que pareciera que trataron de disfrazarlo de “accidente”.

Resulta que cerca de las 15:00 horas, cuando la legisladora se iba a retirar del Palacio Legislativo, en el área de estacionamiento que se ubica en el exterior del inmueble, el que da acceso a la sala de juntas “General Francisco J. Múgica”, algunas personas varones empujaron y tiraron al suelo a la Presidenta del Congreso del Estado.

No fue intento de asalto, porque cuando la tiraron no trataron de llevarse ni el bolso ni las demás pertenencias de la diputada.

Dicen los que vieron que fue más bien una especie de amedrentamiento, como que querían dejarle un “mensaje”, por eso nada más la arrojaron al suelo.

La diputada Araceli García Muro, es una respetable señora mayor de edad, sin embargo, por el solo hecho de ser una dama debe ser respetada.

La caída le provocó golpes contusos, pues al ser una persona mayor de edad, no alcanzó a mantener el equilibrio, lesionándose una mano, que todavía este martes mostraba cierta inflamación, y al parecer en la cadera y en las extremidades inferiores, lo que no pasó desapercibido para algunos.

No sé si la diputada agredida, o el propio Congreso del Estado, dio parte a la autoridad o si presentó alguna denuncia por el hecho, pero si no fue así, una vez que se ha conocido éste, la Fiscalía General de Justicia debe iniciar una averiguación para tratar de dar con los responsables y conocer quiénes son los interesados en causar daño físico a una legisladora

La persona agredida no es cualquier hija de vecina, es la Presidenta de la mesa directiva del Congreso del Estado, uno de los tres poderes del Estado de Colima, y ese debiera ser hecho suficiente para abrir una investigación y que no se deje pasar por alto.

El inmueble del Palacio Legislativo, tiene cámaras de video vigilancia, tanto en el interior, como en el exterior, y en el área donde fue la agresión, hay una cámara que graba lo que ocurre, porque hay que decirlo, esas cámaras funcionan de manera ininterrumpida, por lo que, de no haberse entregado el video ya a la Fiscalía, debiera hacerse para que se abra una averiguación.

Se están corriendo, por debajo del agua, versiones que no dejan de ser graves, y por lo mismo debiera actuarse.

El hecho ocurrido trataron de minimizarlo al máximo y este martes que hubo sesión ordinaria, no hubo ningún pronunciamiento oficial, ni de parte de la presidenta de la Comisión de Gobierno Interno, la diputada Jazmín García, ni como coordinadora del grupo parlamentario de MORENA, fracción a la que pertenece la diputada agredida, ni como responsable del manejo el Congreso del Estado.

El resto de diputados, se hacían los desentendidos, aunque la mayoría cuchicheaba el hecho.

El único que se atrevió a elevar la voz desde la tribuna, y no fue para reprobar el hecho, ni para solidarizarse con la diputada Araceli García Muro, fue el ex presidente de la Comisión de Gobierno Interno y ex coordinador del grupo parlamentario de MORENA, el diputado Miguel Ángel Sánchez Verduzco, quien pidió se solicite mayor vigilancia.

Es la primera vez que se agrede a un diputado…

El hoy coordinador del grupo parlamentario del Partido Verde Ecologista de México, cuando solicitó la palabra en asuntos generales, para presentar una iniciativa, antes se refirió de manera superficial al hecho.

En ese momento la mesa directiva estaba siendo encabezada por la diputada Claudia Gabriela Aguirre Luna, como vicepresidenta en funciones de presidenta, pues Araceli García Muro, por las molestias que le provocaron los golpes sufridos por la caída, se retiraba continuamente.

El diputado Miguel Ángel Sánchez, solicitó “a la coordinación del Congreso, que está a cargo de la responsabilidad de la seguridad de todos y cada uno de los compañeros diputados, así como del personal que labora en el Honorable Congreso; ayer se suscitaron unos hechos violentos, se puede decir, en agresión a la compañera diputada Araceli García Muro”.

“Por primera vez en la historia sucede eso, que quien es presidenta o presidente del Congreso, como sea, en este caso es presidenta y no crea que deba estar pasando eso, y solicito que haya más seguridad en este recinto”.

Esa fue la única alusión sobre el tema, así de escueta y haga de cuenta que sus palabras fueron dirigidas al viento, nadie se sintió aludido o aludida, ni la presidenta de la Comisión de Gobierno Interno, que a la par es la coordinadora de la fracción legislativa de MORENA, la diputada Jazmín García, ni los demás coordinadores de los diferentes grupos parlamentarios

Tampoco hizo ninguna alusión la diputada Claudia Gabriela Aguirre Luna, que estaba dirigiendo la sesión en funciones de presidenta.

Del resto de legisladores y legisladoras presentes en la sesión nadie compró boleto, todos siguieron platicando entre ellos, como si el tema no fuera de trascendencia; todos metieron la cabeza en la tierra, como los avestruces.

¿Sabe que es lo más grave de todo esto?, que están dejando correr los rumores; yo no sé qué tan ciertos puedan ser, pero que de confirmarse serían muy graves.

Hablé con la diputada agredida, noté en su mirada que había temor, sin embargo no quiso señalar a nadie; cuando le dije que si podría saber de donde provino la agresión, vi en sus ojos un brillo de quien quisiera decir algo, pero que sin embargo prefiere quedarse con lo que siente y solo dijo  “yo creo que no me vieron, por eso me empujaron”, al tiempo que buscaba evadirse.

Como lo comenté anteriormente, no sé si se interpuso alguna denuncia ante la autoridad correspondiente, y si no lo hicieron no sé si acudirán a haberlo, yo creo que la presidenta de la Comisión de Gobierno Interno, debiera hacerlo, aunque quién sabe, porque con eso de que este martes se efectuó la última sesión ordinaria del año y se van de vacaciones hasta el 10 de enero, a lo mejor creerán que en ese tiempo las aguas se tranquilizarán y todo retornará a la normalidad.

Ya le estaré informando lo que ocurra, pero definitivamente este tipo de acciones no se valen y menos en contra de una mujer, más allá de la investidura que pueda tener.

¡Vaya moquetiza!…

En otro tema, deje y le comento que en la sesión de este martes se dieron hasta con la cubeta; fue un agarrón en súper libre los diputados Carlos César Farías Ramos, coordinador del grupo parlamentario del Partido del Trabajo y el diputado panista Francisco Rodríguez García, presidente de la Comisión de Hacienda, Presupuesto y Fiscalización de los Recursos públicos. Hubo otros que participaron, pero fue en menor proporción y enjundia, aunque cada quien sacó su resortera y lanzaron sus mejores tiros.

Todo comenzó cuando el legislador del PT, presentó una iniciativa de punto de acuerdo, para solicitar se redujeran al 50% las percepciones de la dieta que cobran como diputados, así como  las demás percepciones, como es el fondo de ahorro, ayuda de gasolina, telefonía y los apoyos para operar las comisiones legislativas.

Esto les dolió a los diputados pues primero Martha Meza, del Partido Verde, proponía un receso para que en la Comisión de Gobierno Interno se discutiera el tema, además de llamar incongruente a Carlos César Farías.

Después subió la coordinadora del grupo parlamentario de MORENA y presidenta de la Comisión de Gobierno Interno, diputada Jazmín García Ramírez, quien no perdió la oportunidad de entrarle al baile y llamar incongruente al petista Farías Ramos, acusándolo de que solo habla, pero no trabaja, “y que los que nos desvelamos revisando, y dictaminando, somos unos, y los que nos colgamos la medallita, somos muchos”.

Jazmín García acusaba de que el petista ponía a trabajar a la gente del Congreso, “y que hoy queramos decir que trabajamos porque alguien nos hizo el trabajo y aquí nosotros presentamos una cara. ¡Qué vergüenza!, ¡qué vergüenza!”, repetía la coordinadora de MORENA, que luego le echaba en cara a Carlos César Farías, que mientras hablaba de una coalición responsable, “y tristemente el día de hoy, hay aquí quien no va a poder votar, porque no llegó a tiempo”.

Eso porque el coordinador del PT, no pasó lista de asistencia, pues la sesión que inició a las 12:14 horas (a pesar de estar citada a las 11:00), Farías Ramos, se encontraba en la sala de prensa del Congreso, dando a conocer la iniciativa que encorajinó a los diputados de los diversos grupos parlamentarios, pues había osado a pedir que fueran congruentes y cumplieran lo que habían prometido en campaña, y que era el reducirse el 50% de sus percepciones.

Después subió el diputado panista Francisco Rodríguez, primero pidió que la iniciativa se turnara a la Comisión de Hacienda que él preside, pues decía que ya se había aprobado una ley de austeridad, “por eso pido que esta iniciativa forme parte de la discusión que haremos a principios del año del presupuesto de esta Legislatura”.

Para eso Paco Rodríguez ya se había encarrilado y estaba enojado, por lo que aprovechando que estaba en el uso de la palabra dijo que austeridad significa gastos ofensivos sin duda algunos, y recordaba que el IMCO, declaró recientemente que la Quincuagésimo Novena Legislatura es como las más austeras del país.

Decía el panista que lo que perciben como dieta es de las más bajas, si no es que es la más baja del país y le recordaba al petista que aquí no tenían gastos médicos mayores, “ni tenemos un vehículo que nos pague el Congreso o el pueblo de Colima, para andar en ellos, aquí, en pocas palabras no tenemos lujos”.

Y se le iba a la yugular a Carlos César Farías, al decirle que “lujos se dan los diputados, al no trabajar sus comisiones, eso es un lujo, y entonces quien no trabaja en sus comisiones y no dictamine, pues hasta un peso es caro, es la verdad, y lo dugo por lo siguiente, porque tan ofensiva es la austeridad en el gasto excesivo de un legislador, como ofensiva es la austeridad en el trabajo, un trabajo austero es un trabajo ofensivo para la población”.

Y seguía arremetiendo: “y lo digo por quien presenta la iniciativa, usted tiene una de las comisiones más importantes, y le pregunto, cuántos dictámenes ha presentado usted diputado de su comisión en estos tres meses; la Comisión que yo presido junto con el resto de mis compañeras y compañeros, van 25 dictámenes a la fecha y si lo traducimos respecto al sueldo que usted percibe y lo que yo percibo, es el mismo, pero si lo medimos en rentabilidad, creo que usted le sale debiendo al pueblo de Colima”,dijo el panista.

Paco Rodríguez estaba dispuesto a noquear a Carlos César Farías, por eso le echó en cara que en la Comisión de Responsabilidades “usted tiene un decreto muy importante por juicio político, el decreto 613, de fecha 27 de septiembre de 2018, usted diputado no ha notificado a un ex pariente suyo: Mario Anguiano Moreno, para que no surta efectos legales, una inhabilitación por 14 años y una sanción por 515 millones de pesos. ¿Qué preferirá el pueblo de Colima, que le paguen al diputado los 41 mil pesos, o que siga guardando el expediente de Mario Anguiano?”.

Usted es el rey de los moches, replica Farías…

El coordinador de la bancada del PT, después de la vapuleada, hace la contra replica y llama mentiroso al panista Francisco Rodríguez, pues el asunto de Mario Anguiano sí ha sido atendido por la Comisión de Responsabilidades, y anunciaba que si no han hecho nada en contra del ex gobernador, es porque éste se amparó en contra de la resolución del Congreso.

Y les volvía a picar la cresta a los demás diputados, señalándoles que él entendía que les duele mucho el tema de los centavos, pero fue compromiso de campaña, “si ustedes no quieren votar a favor, pues no lo voten, nadie les va a levantar la mano, pero el pueblo se va a dar cuenta del engaño que están haciendo”, les dijo.

Después se le fue con todo a Paco Rodríguez, de quien dijo que es buen orador “pero echa mentiras, es una virtud muy mala; orar con mentiras es de lo peor; adujo un parentesco al de la voz y que no se había notificado, un decreto emitido por la Comisión de Responsabilidades, el 613, por la Legislatura pasada, yo le quiero decir al compañero diputado Francisco, y al público y a los medios, que Francisco Rodríguez subió aquí a mentir”.

Y afirmaba que tan se le notificó, que hay un juicio de amparo que ya fue motivo de una sesión en la Comisión de Responsabilidades.

Después acusaba a Paco Rodríguez de haber peleado la Comisión de Hacienda, “por alguna razón será, ahí se manejan los presupuestos públicos, me parece que hasta los “moches”, por ahí viene el asunto; la Comisión de Responsabilidades nadie la peleó, porque ahí no hay dinero, ahí no hay presupuesto, ahí son responsabilidades, las que nadie quiere”.

Decía que le sorprendió la facilidad de oratoria de Paco Rodríguez, “pero con mentiras, a mí no me convencen, sí sé que tienen mucha experiencia los compañeros el PAN, son los reyes parlamentarios, todos los conocemos, en cuanto a su servidor es la primera ocasión que estoy en el Congreso, pero no voy a admitir este tipo de conductas de falsedad”.

La discusión se alargaba y Paco Rodríguez regresaba a tribuna para restregarle en la cara que si alguien sabía de moches, era precisamente Carlos César Farías, a quien acusó de haber negociado directamente con el Secretario de Finanzas y con el propio gobernador José Ignacio Peralta, para que se le incluyeran en el Presupuesto de Egresos, cinco millones de pesos para los CENDIs, del PT, atendiendo las órdenes de Joel Padilla, pero sin importarle impulsar otros proyectos.

Paco Rodríguez confirmaba lo que ya se sabía, que en el presupuesto no iban asignados recursos para el PT, sin embargo, por haber ido a llorarle al secretario de finanzas y al gobernador, “se le dio un moche de cinco millones de pesos, que es una cifra superior incluso que lo que se destinó a Salud, para las hemodiálisis”.

Como dice aquél dicho “al pelearse las comadres, estaban surgiendo la verdades”, ninguno quería dejarse, era a ver quién insultaba más, hasta que la presidenta de la mesa directiva del Congreso Araceli García Muro, daba instrucciones para que se sometiera a votación el turnar a la Comisión de Hacienda la iniciativa de Carlos César Farías, lo cual se aprobó por mayoría.

Pero el asunto dejó a todos “prendidos”.

Para cerrar…

**Se dieron 105 mil pesos de Navidad…

Al grito de nadie sabe, nadie supo, el caso es que por ahí “apareció” un guardadito y como hay que estar peleados con todos, menos con los recursos, en el interior de la Comisión de Gobierno Interno, acordaron darse una especie de bono navideño, o de buena conducta, o llámele como quiera, el caso es que se aprobaron entregar a cada diputado 105 mil pesos.

Originalmente me habían comentado que se habían autorizado aumentar 20 mil pesos mensuales de octubre a diciembre, al apoyo que reciben de 15 mil pesos por presidir una comisión, lo cual de octubre a diciembre daría 105 mil pesos.

Bueno pues me aclaró una muy buena fuente, que las comisiones nada tienen que ver y que los 105 mil pesos fueron aparte.

Por eso es que nuestros legisladores sufrieron un súbito ataque de amnesia, y cuando los hemos entrevistado para que nos digan cuánto les dieron de aguinaldo, algunas o algunos dicen que no saben que porque la tarjeta “se la comió” el cajero; otros dicen que “lo que marca el tabulador” (que no existe); y algunos y algunas dicen que solo es la parte proporcional, pero no revelan cifras.

Ya entendí por qué.

**“Sentí que me amenazó”…

La diputada del Partido Verde, Martha Alicia Meza Oregón, dijo que cuando el morenista Vladimir Parra, fue a reclamarle a Miguel Ángel Sánchez, por su salida de la bancada de MORENA, “yo sentí lo que me dijo como una amenaza, por eso hablé directamente con la coordinadora de MORENA, la diputada Jazmín García, y le dije lo que nos dijo Vladimir, porque e veras, yo sí sentí que nos estaba amenazando”, señaló la legisladora del grupo parlamentario del PVEM.

**La última sesión del año 2018…

Este martes se desarrolló la última sesión del año 2018, aunque algunos diputados y diputadas acudirán todavía este miércoles, ya están de vacaciones, pues citaron para la próxima sesión a celebrarse el 10 de enero de 2019, a las 11:00 horas.

Aducen que es porque el personal sindicalizado se va de vacaciones, pero ese es solo el pretexto, el caso es que a escasos 2 meses y 20 días, los diputados disfrutarán de un “merecidísimo” período vacacional de tres semanas.

“Desde la Curul 26”, estaremos al pendiente de cómo seguirán evolucionando las cosas y llevándole, cuando así se requiera, la información que sea de su interés, por el momento hasta aquí dejamos las cosas…

COLIMAMEDIOS COLIMA MEDIOS MEDIOS COLIMA COLIMA NOTICIAS NOTICIAS COLIMA MEDIOS INFORMATIVOS DIGITALES DIARIOS COLIMA COLIMA DIARIOS NOTICIERO LINEA PERIODICO DIGITAL

Comentarios

comentarios